• Domingo 19 de Noviembre del 2017

CD se pronuncia sobre la situación de la justicia en Panamá

Estas campañas son la antesala que busca crear el ambiente propicio para las medidas arbitrarias e ilegales que han sido adoptadas por el Ministerio Público, destaca el colectivo.

El Partido Cambio Democrático DENUNCIA la puesta en marcha de un plan dirigido a intimidar a dirigentes y miembros de nuestro colectivo político, buscando evitar que ejerzamos el rol de partido opositor.  Para ello, se han iniciado nuevamente una escalada de detenciones preventivas, conducciones y allanamientos a oficinas y casas de dirigentes del partido.

Muestra de lo anterior, son la detención preventiva decretada tanto a Frank de Lima, como a José Domingo Arias y más, recientemente, en el día de ayer, la orden de aprehensión de Jaime Ford y Ricardo Francollini, quien ya había sido indagado el día 28 mayo pasado, por este mismo caso.

Llama la atención en el caso de Francollini, quien ocupa la Presidencia de la Junta Directiva de NEX TV, que las nuevas medidas en su contra, ocurren en momento en que se inicia, la visita al país de una comisión especial de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), precisamente para estudiar el caso del acoso judicial a Editora Panamá América y las presiones que enfrentan sus trabajadores y los de NEX TV.

El inicio de estos procesos judiciales, es siempre precedido de campañas y juicios mediáticos en medios vinculados a los grupos políticos y económicos que hoy gobiernan.  Estas campañas son la antesala que busca crear el ambiente propicio para las medidas arbitrarias e ilegales que han sido adoptadas por el Ministerio Público, a consecuencia de las presiones ejercidas por el Órgano Ejecutivo, que de la mano de la Procuradora General de la Nación y el Consejo de Seguridad Nacional, ejecutan un plan destinado a acabar políticamente con nuestro partido y dirigentes. 

ADVERTISEMENT

 

Cada día que pasa, queda en evidencia la selectividad y falta de objetividad en las investigaciones que se realizan, ya que sin prueba alguna y a pesar de que los investigados demuestran su inocencia en los expedientes, se adoptan medidas al margen de los parámetros que establece nuestra legislación, tales son los casos en donde recientemente la Corte Suprema de Justicia en uno de sus fallos determinó la nulidad en el caso de los radares adquiridos por el Estado a la Empresa Finmeccanica, en la cual el Gobierno de Juan Carlos Varela llegó a acuerdos de espalda al pueblo, así como también el caso de Riegos de Tonosí.

La vulneración de las garantías fundamentales consignadas en nuestra Carta Magna y legislación, es uno de los aspectos que causa mayor preocupación, toda vez que uno de los principales “Presunción de Inocencia” es el que menor respeto le tienen las entidades llamadas a garantizar el Estado de Derecho en nuestro país.

Es oportuno señalar, que nuestra Constitución Política y la Convención sobre Derechos Humanos, son claras al señalar "Las personas acusadas de haber cometido un delito tienen derecho a que se presuma su inocencia mientras no se pruebe culpabilidad en juicio público que le haya asegurado todas las garantías establecidas para su defensa", sin embargo, todo parece indicar que en el Ministerio Público impera un nuevo criterio impuesto por la procuradora Kenia Porcel, “Presunción de Culpabilidad” donde los imputados se presumen culpables hasta que demuestren lo contrario.

Fuente: 
Nex Noticias / Panamá América