Francia y Bélgica abren las semifinales del Mundial que desafió al orden

Se estrelló el campeón, no queda ningún vencedor de este siglo y en un mismo día diez balones de Oro se fueron de Rusia por la puerta de atrás. Solo Francia y Bélgica e Inglaterra y Croacia han resistido a este Mundial enloquecido que arranca este martes su penúltimo asalto.

Y lo hará con la tensa intimidad de los duelos entre vecinos. Viejos conocidos y medio hermanos, nunca se habían citado tan alto franceses y belgas. Ahora lo harán con una final en juego y tras toda una vida de espera para la selección que dirige Roberto Martínez, a la que la Argentina de Maradona dejó en 1986 sin la única decisión que acarició.

Pero nunca como ahora habían dado tanto miedo los 'Diablos Rojos', que en apenas 30 minutos convirtieron en un infierno el sueño del 'hexa' de la cumplidora Brasil de Tite, que todavía no se explica qué hace en casa tan pronto y ni de dónde salió tanto talento. Al menos cuatro años tardará Brasil en olvidar a De Bruyne y compañía, responsables de regalarle al estelar Neymar "el momento más triste" de su carrera, según confesó él mismo vía Instagram.

Tampoco olvidarán a sus chicos los hinchas de este país en el corazón de Europa, que ha pasado de no vivir una semifinal desde hace más de tres décadas a reservar habitación con vistas a la gloria el domingo en Moscú.

Nadie ha marcado más goles que los belgas (14) en este torneo que se sacó de un plumazo a Messi y Cristiano en octavos, y solo le concedió un partido más a Neymar. Nueve de sus jugadores han anotado en esta Copa donde Lukaku persigue con cuatro tantos al inglés Harry Kane (6) en la frenética carrera por la Bota de Oro.

Todo le sale a los del español 'Bob' Martínez, convertido a los 44 años en el técnico de moda del primer Mundial al que se presenta.

- Orgullo -

No sería, sin embargo, la primera vez que esta generación dorada tiene que devolver los aplausos que le brindaron antes de tiempo, y Francia solo piensa en regalarle a los belgas su tercer fracaso tras el decepcionante Mundial-2014 y la última Eurocopa, de la que salieron en cuartos contra Gales.

A la orgullosa campeona del mundo en 1998, los 12 años que han pasado desde su dolorosa última final -la perdida contra Italia- le han parecido una eternidad. Humillada por su propio ridículo en 2010 e insuficiente en 2014, Francia llegó a Rusia más joven que nunca.

Fuente: 
Nex Noticias / AFP
....