• Jueves 19 de Octubre del 2017

Luz matutina, un aliado para perder peso

La mañana puede ser uno de los momentos más difíciles de afrontar durante la semana. Para muchos puede llegar a ser sumamente tedioso. Pero no todo resulta tan malo durante este periodo del día.

Un estudio de la Universidad de Northwestern en Estados Unidos publicado en la revista Plos One aseguró que quienes incorporan los primeros rayos del sol son más propensos a perder peso.

La investigación revela que la luz solar tiene una clara influencia en el sueño y el ritmo cicardiano, el cual está vinculado con el "reloj" interno del cuerpo humano y tiene una clara asociación con el índice de masa corporal ya que regula el metabolismo, el deseo de comer y la energía del cuerpo.

 

Los científicos analizaron la intensidad y la duración de la exposición solar durante el día en 54 participantes, de los cuales 26 fueron hombres y 28 mujeres, con una edad promedio de 30 años.
Se analizaron tanto los niveles de luz solar como la duración del sueño mediante la medición de actigrafía de muñeca durante 7 días. Conjuntamente, se reguló el régimen alimenticio y el control del índice de la masa corporal durante el mismo periodo.

La doctora Kathryn J. Reiden, líder del proyecto de investigación, aseguró en su publicación uno de los posibles factores por el cual se le otorga este beneficio a la exposición solar matutita:

"Pudimos observar que por lo general hay una mayor cantidad de luz azul (longitud de onda más corta) en la mañana. Dicha luz azul, se ha demostrado que tiene un efecto más fuerte sobre el sistema circadiano, incluida la supresión de la secreción nocturna de melatonina".

El nivel promedio de exposición lumínica al que se debe someter diariamente debe ser de un mínimo de 500 lux, y niveles inferiores a este común denominador pueden influir en el aumento de la masa corporal del ser humano. Los investigadores aseguran que dicho hallazgo puede hacer su aporte en la prevención y tratamientos de obesidad.

Es común tener poca recepción de luz durante el día al estar varias horas laborales en lugares poco iluminados, lo que puede ser una de las causas de los desequilibrios relacionados con el control del peso corporal.

Por lo general, en los ambientes de trabajo la absorción no supera los 300 lux, medida insuficiente para la incorporación de los beneficios propios de este fenómeno.
Por lo tanto, madrugar y pasar más tiempo en contacto con rayos solares como también destinar horas en lugares con una correcta iluminación pueden ser la clave para tener una figura ideal como también para disfrutar del día con la energía necesaria para un nuevo comienzo de rutina.

Fuente: 
Nex Noticias /Con datos de El Panamá América